Wednesday, November 10, 2010

Tan cerca y tan lejos...

Hace unos diez o quince años, se rompió el teléfono de línea de mi casa y la compañía telefónica nos obligó a cambiarlo. Fue una verdadera pena, porque era de esos lindos aparatos donde uno realmente discaba para llamar, y siempre me gustó el sonido tan particular que hace el disco al retornar a su posición original. Es por eso que cuando llegó su reemplazo, me mostré bastante reticente. 

Era un modelo blanco, poco estético y con botones (¡adiós disco, nos veremos en mejor vida!). Pero tenía algo extraño ese aparato: debajo de cada botón, había letras. A lo que, con voz burlona (todavía dolida porque me cambiaron el aparato) dije:

"¿Me querés decir para qué quiero letras en un teléfono? ¿Qué querés que te mande una carta por la línea telefónica?"


Tan cerca y tan lejos.Se nota que no soy Gerente del Área de Investigación y Desarrollo de una multinacional, ¿no?


Creative Commons License

8 comments:

Nando said...

ja! idiota!! te queres matarrrrrrrrr

Ernest A. said...

ja ja aj arggggggg!!!!!!! Grande la pitonisa.... Yo tengo un amigo que trabaja en todo este rollo del CEM en Call Center (¿a que parece un conjuro nigromante, lo menos?) y me ha dicho que esos telcos, los de disco, se llamaban "decádicos" - a mi los que me gustaban eran los que veía en series americanas de los 80, que en espagna ponía en los 90´s y que tenían el cordón suuuuuuuuper largo... En fin

Al pedo!

CEH aburrido said...

Srita Al pedo! Me pone nostalgioso tu comentario. Mi viejo teléfono era lo más. Además tenían ese huequito para cazarlos de ahí y caminar por la casa (hasta donde te diera el cable). Que
belleza.

A proósito de tu comentario en mi blog: me daba mucha paja pero lo tenía que hacer. Así que ahí está mi comentario del 11-11-10.

Un beee

Realmentealpedo said...

Yo si vuelvo a ver mi lindo teléfono en algún local que venda cosas viejas, me lo llevo al toque!

CEH aburrido said...

Me sumo al bloggeando por una entrada. Tenemos que juntar guita y nos pagamos tres entradas a lo próximo genial que venga (¡que sea Peral Jam! ¡que sea Peral Jam!¡que sea Peral Jam!).

Igual la veo medio compli. Si la gente se lleva mis discos sin firmar, ni siquiera un gracias loco, que copado, no creo que le podamos sacar una moneda.

Ardua la (no)vida del pobre blogger.

Beso che


Pd.: mi palabra d everificación es REEVERR. No pude dejar de pensar que era una señal y revisé lo que había escrito. Falsa alarma parece, a menos que leyendo mis palabras al revés hable Satán y yo no me haya dado cuenta.

Realmentealpedo said...

Jajaja!Creo que Arcade Fire viene antes a la Argentina :). Pero si antes, llegan a venir The shins (o Travis,que es una cuenta pendiente mía por no haber ido a verlos en el '07) ya estoy sacando un crédito a 30 años para pagar la entrada jaja.

Yo me voy a llevar tus discos en cuanto me compre un pack de dvds y le deje algo de espacio libre a mi pobre disco rígido.

mge said...

Estaban buenos los teléfonos a disco, pero convengamos que cuando te daba ocupado te querías matar.

Realmentealpedo said...

Por?Yo a eso de llamado en espera no lo uso. El que tengo ahora lo uso exactamente igual que al de disco (no hago mucho uso de la tecnología), sólo que presiono botones en vez discar, y es de color negro(no como ese blanco feo que nos pusieron los de la compañia telefónica)